dimecres, 6 de febrer de 2013

Espía por error

de Cien Palabras de Jordi Cebrián
Quiso enviar sus fotografías por internet, para que se las imprimieran
en forma de libro. Pero se equivocó de página web, y en vez de .es
puso .com, así que cuando ya había entrado sus datos personales y
enviado las fotos, descubrió que se había alistado a algún servicio de
espionaje extranjero. Cuando vinieron a verle dos hombres con gafas
oscuras, pidiéndole resultados e información relevante, les contó que
todo era un estúpido error. No juegues con nosotros, le dijeron,
volveremos mañana. Así que se pasó la noche inventando calumnias sobre
sus vecinos, esperanzado en que al menos pagaran bien.
Jaume Guinot
Ciudadano del mundo

Entradas populares