dijous, 12 de novembre de 2015

Gatoterapia, lo último en maullidos


Los cursos de reiki y las técnicas de liberación emocional ayudan a canalizar la energía entre felinos y personas
La terapia del ronroneo, aseguran diversos especialistas, consigue reducir el nivel de estrés y calmar la ansiedad de la persona

La complicidad entre el gato y el ser humano se remonta al antiguo Egipto. En aquella época, el felino era representado incluso como una deidad. Sin embargo, en la Edad Media una bula papal ordenó que los gatos negros fueran quemados vivos convirtiéndose así en un símbolo de brujería y satanismo.
Cuentan las malas lenguas que son muy despegados, independientes o traidores. Pero lo cierto es que, según la terapeuta y especialista en psicología energética Raquel Rús, "los gatos perciben lo que le ocurre al ser humano. Muchos de los problemas que tiene la persona también los asimilará el animal".

Cuestión de energías

Por ello, esta terapeuta imparte cursos de reiki y EFT (Técnicas de Liberación Emocional, por sus siglas en inglés) con el fin de canalizar la energía entre felinos y personas. Se usa como tratamiento médico complementario aunque muchos duden de sus beneficios. "Lo bueno en los animales que no tiene el ser humano es que no existe el efecto placebo. He tratado muchos gatos y al cabo de una semana han cambiado su carácter, por lo que funciona", señala esta psicóloga que ha publicado un libro llamado 'Comunicación Consciente'.
Estos cursos intensivos se imparten en la Gatoteca, situada en el barrio de Lavapiés (Madrid), donde además de poder tomarte un refresco en un espacio rodeado de gatos, puedes adoptarlos. Los asistentes tienen la ocasión de relajarse junto a los felinos. "Mientras están haciendo los ejercicios de reiki, los gatos se suben y se pegan al cuerpo para recibir la energía", afirma Rús. Asimismo, apunta a que se están realizando estas terapias en distintos centros oncológicos de la Comunidad de Madrid dado que "fortalece el sistema inmune".
Además del reiki, otra de las novedades en estos cursos es el EFT, una técnica de psicología energética que intenta eliminar de tu vida un malestar emocional. En este caso, el objetivo es la alergia felina. Raquel explica que, aparte de la proteína que la produce, se trata en muchas ocasiones de "un estímulo emocional y traumático" pese a que se supone que el pelo es el causante de esta reacción.
En sus sesiones, busca destapar la causa por la que se rechaza al animal con el fin de aminorar e incluso, quitar la alergia. "El trabajo es más emocional que físico ya que es necesario descubrir ese bloqueo energético que te mantiene alejado desde hace tiempo del animal", subraya Rús. Asimismo, la terapeuta recuerda el ejemplo de una paciente que se curó cuando averiguó que el rechazo al gato se debía a que lo compartía con una ex pareja.

'La terapia del ronroneo'

Eva Alexander, directora de este espacio gatuno de dos plantas en el corazón de Madrid, conoce cada nombre e historia de los 17 felinos que ronronean por el lugar. Dirige el primer centro en España -y cuarto en Europa- de estas características. No sólo salvaguarda este negocio, sino que además imparte cursos básicos para cuidar al gato puesto que mucha gente cree que "es muy fácil tener uno". La formación va desde cómo alimentar a tu animal hasta cómo saber cogerlo, ya que "es muy importante a la hora de comunicarte con el animal", señala Álex.
"Muchas veces escucho decir qué malo es mi gato pero no somos conscientes de que no hay gato malo. Somos nosotros mismos los que tenemos que aprender a trabajar las emociones y saber qué necesita el animal", asevera esta maña que dejó su ciudad natal para hacer realidad su proyecto fin de carrera en Madrid.
El ronroneo sanador, o la también llamada terapia del ronroneo, forma parte del día a día en estas cuatro paredes. Aunque desde los años 50 se lleva demostrando a través de numerosos estudios los beneficios de esta técnica, todavía no es utilizada como terapia, pero aseguran que escuchar ese dulce ruido consigue "reducir el nivel de estrés y calmar la ansiedad de la persona". Aun así, no se preocupe si no está acompañado físicamente del felino ya que ahora es posible comprar discos o escuchar horas y horas de miaus característicos con sólo tener un ordenador delante.
Fuente:© ELMUNDO.es

Entradas populares